Autor

DESDE LA AVENIDA Juan Ferrer

Relatos

15 de noviembre de 2021

El relato es la expresión pormenorizada de un hecho sea éste real o imaginario. Un cuento es  un relato que responde a la inventiva de su autor, a su capacidad literaria y a su manejo de la fantasía. Cualquier relato, veraz o ficticio, cala en la opinión pública cuando su divulgación se reitera con insistencia a través de los medios de comunicación y cobra carta de naturaleza sin que importe demasiado su grado de autenticidad.

Esto es lo que está sucediendo con el juego y lo apuntaba con tino Juan Lacarra en una comparecencia reciente. Decía que el relato se está imponiendo a los datos y es una realidad que hay que asumir. La imagen del juego privado que aflora hoy en nuestro país, elaborada con trazos gruesos y partiendo de falsedades, manipulaciones y prejuicios ideológicos, es la del mensaje de la perdición de los jóvenes, de la drogadicción del siglo XXI y del esquilmamiento de los barrios empobrecidos. Es el relato que sirve de coartada a las administraciones, sin distinción de colores, para tratar de machacar al sector.

Aquí no sirven para nada los datos, ni las estadísticas, ni los análisis fiables. Aquí se desdeñan los informes que radiografían, con sus pros y sus contras, la realidad sectorial y su incidencia en la sociedad. El relato está servido y lo tremendo del asunto es que se torna cada vez más truculento y ponzoñoso. Pero la mercancía se vende. Y las administraciones la compran aún a sabiendas de su falta de autenticidad.  

Vid Commercial