Autor

DESDE LA AVENIDA Juan Ferrer

Orenes y el efecto López Cerrón

5 de diciembre de 2018

No soplan vientos apacibles para el juego en España. Por eso congratula que de vez en cuando salten a la luz de la actualidad noticias positivas. Que hablan del músculo de las empresas del sector, de su capacidad de empleo, de su apuesta por la profesionalidad y la progresiva mejora de sus servicios.

Digo esto al hilo de la información publicada dando cuenta que ORENES lidera el ranking de facturación de las empresas dedicadas al ocio y entretenimiento de Murcia. Y lo hace a través de tres divisiones que engloban la totalidad de la oferta de los distintos subsectores.

Desde la óptica puramente económica la noticia constata la potencia de un Grupo como ORENES. Pero más allá de los números está la trayectoria de una compañía, de origen familiar, que ha ido dando ejemplo con el trascurrir de los años de solidez, de fé en sus posibilidades, de apuesta decidida por la diversificación dentro del sector y de voluntad de una mayor profesionalización en todos sus departamentos.

Unos cuantos años atrás ORENES tuvo el grandísimo acierto de fichar como principal ejecutivo de la empresa a Javier López Cerrón. La jugada le salió redonda. López Cerrón es un profesional tan discreto como eficaz, tan poco dado a los focos como volcado en sus tareas directivas. Un hombre de talento, generador de equipos que han sabido situar a ORENES, en el ámbito nacional del juego, en una primera línea.

Recientemente en una conversación con Jesús Franco, socio de ORENES, me ratificó lo que digo: “López Cerrón es un auténtico fenómeno.” Bien está que trasciendan éstos elogios, sobre todo para una persona tan poco amiga de la notoriedad como Javier.

Vid Commercial