Autor

DESDE LA AVENIDA Juan Ferrer

Albricias: nace un nuevo bingo

29 de diciembre de 2015

Vivimos en unas fechas que la liturgia del calendario determina que son para sembrar felicidad, estrechar afectos y propiciar reencuentros. Y también para echar la vista atrás y sentir nostalgia y recuerdo emocionado hacia aquéllos que se fueron y nos dejaron un vacío en el alma. Es tiempo de brindar, de levantar la copa y desear lo mejor a los que tenemos cerca y a los que nos pillan lejos pero alientan en la memoria donde perduran los rescoldos fraternos.

Puestos a brindar, yo quiero subir hacia lo alto la copa de las burbujas y celebrar que en éstas fechas abra sus puertas un bingo nuevo. Vaya que sí que es un evento para festejar. Y el insólito acontecimiento ha tenido lugar en Xativa, en la tierra valenciana, lo que tiene para quién esto escribe un sabor vernáculo especial, entrañable.

Estamos acostumbrados y ni nos inmutamos cuando salta la noticia del cierre de una sala de bingo. Han sido tantos y tantos los que bajaron las puertas y apagaron sus luces durante los últimos diez años que nos hemos hecho a la idea del retroceso imparable de éste subsector. Se ha impuesto una especie de fatalismo alrededor del bingo como negocio que ha ido contagiándose entre los propios empresarios, muchos de los cuales optaron por tirar la toalla cuando lo sensato o al menos lo conveniente hubiera sido resistir, tratar de buscar salidas, si bien la regulación deja poquísimas, y vencer los embates de las crisis a la espera de alumbrar días de bonanza y dinero para gastar.

Por ello llama la atención que todavía queden empresarios con fé en el bingo, con la confianza depositada en su futuro como un juego social, capaz de acercar a personas y afinidades en torno a una mesa y de proporcionarles un rato de compañía, de entretenimiento y quién sabe si de efímera alegría. Por eso hay que descubrirse ante empresarios capaces de invertir en el bingo, de arriesgar y de creer en el negocio. Que tendrá que serlo cuando las administraciones se convenzan de aquello que dice: renovarse o morir.

Levanto por ello mi copa ante el bingo recién nacido en Xativa, surgido a la sombra del empresario Fontana, un valenciano con la ilusión intacta hacia una actividad en la que lleva trabajando muchos años. Brindamos porque cunda el ejemplo y por un feliz bingo 2016. 
 

Vid Commercial