Mensaje contradictorio: Los loteros avisan de que están al borde de la quiebra en plena campaña de Navidad

| 17 de noviembre de 2022
Vid Commercial

El nuevo anuncio de la Lotería de Navidad ha puesto en pie de guerra a la red ventas de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE). El colectivo, formado por más de 10.900 establecimientos en toda España, denuncia estar abandonado y maltratado por SELAE, que los aboca a vivir en una precariedad insostenible que pone en riesgo la continuidad de sus negocios. "Tenemos las comisiones del siglo pasado y los gastos de este siglo", explica Manuel Caballero, propietario de la administración de lotería número 98 de Sevilla. "Hay compañeros que van a cerrar porque no pueden vivir", lamenta.

El sector, que ha pasado 17 años con las comisiones congeladas, exige una revisión acorde al precio de la vida y no una "limosna" como la que les dieron después de que el pasado 22 de diciembre decidiesen boicotear el Sorteo de la Lotería en el Teatro Real de Madrid en señal de protesta. Cuatro meses después, la empresa estatal les aplicó una revisión "irrisoria e insuficiente" que no se ajusta al precio de la vida.

Emoción y empatía

La campaña publicitaria del El Gordo de la lotería vuelve a apelar este año a la emoción, a la generosidad y a la empatía, y lo ha hecho a través de tres historias humanas en las que alguien decide compartir el primer premio con un desconocido. Este mensaje, insisten los loteros, expone unos valores que sintonizan con los 27,4 millones de euros que loterías destinó en 2021 a fines sociales, pero que nada tienen que ver con la desidia que muestra hacia los que se dedican a levantar la empresa que más aporta a las arcas del Estado.

Según datos facilitados por SELAE, entre 2008 y 2019 se destinó a la promoción del Gordo de Navidad un total de 166,2 millones de euros, a los que hay que sumar los 860.000 euros que costó en 2020 y los 750.000 euros invertidos en 2021 y 2022. Es decir, casi 168 millones en 14 años. "Se gastan una fortuna, cuando "la Navidad se vende sola", recrimina una vendedora.

Miseria tras el lujo
Algunos de los loteros entrevistados por este medio explican que, mientras ellos tienen que salir a la calle a mendigar unas comisiones justas, SELAE se dedica a malgastar el dinero en cosas innecesarias, como el cambio de monitores que pretenden hacer en todos y cada uno de los puntos de venta porque dicen que los actuales están obsoletos, o mantener en pie las apuestas hípicas, lo que supone asumir importantes gastos de patrocinio para comercializar un juego al que no apuesta nadie.

"La gente piensa que somos millonarios" y "lo que no imaginan es que de cada décimo de Navidad ganamos 90 céntimos brutos", lamenta otro vendedor. "Cuando ven las colas en las administraciones deben pensar que vivimos muy bien, pero la verdad es que aquí solo se salvan los tres o cuatro conocidos". Pocos saben, insisten, que "de cada 3,4 euros que se llevan limpios ellos, nosotros recibimos 1". De ahí debemos hacer frente al pago de los locales, impuestos, empleados, suministros y a un carísimo seguro de caución". Además, "jugándonos hasta el techo fiando lotería durante meses con el riesgo de que luego no te paguen" . En conclusión, "la empresa que más aporta a las arcas del Estado nos tiene atrapados en la miseria". En 2021 SELAE ingresó 1840,4 millones de euros al Tesoro Público, un 0,74% del PIB.

Para callar bocas
Los loteros de España pedían que se actualizaran las comisiones por la venta juegos. Ahora, con la inflación por las nubes (al 7,3% en octubre frente al 3,2% en diciembre de 2004), se les ha aplicado una revisión que no alcanza el 0,5% y que consideran “irrisoria e insuficiente”, con el único objetivo de frenar las protestas. Estas subidas fueron aceptadas por la Agrupación Nacional de Asociaciones Provinciales de Administradores de Lotería (ANAPAL) y la Federación Nacional de puntos de venta mixtos de Loterías y Apuestas del Estado (FENAMIX), algo que disgustó tanto a sus socios, que desembocó en la creación del movimiento No en mi nombre.

Este medio ha tenido acceso a la tabla de comisiones, donde se aprecia que, mientras en algunos de los juegos ha subido levemente, en otros se ha mantenido sin cambios. Se subió un 0,5% en Navidad, un 0,4% en Primitiva, Gordo, Bonoloto y Euromillon, mientras que el resto de juegos se mantienen con las mismas comisiones desde 2004. En cuanto al pago de premios, de los primeros 300.000€ cobran un 2,5% y a partir de ahí al 1,25%. elespanol

IPS banner